sábado

preludio o nada

Can I borrow a piece of your chicken?. And then you just took it...
without waiting for an answer .
It was so intimate.
Puedo tocar tus pezones como si fueran tambores- dijo mientras yo sólo pensaba en otra cosa. Me enamoré de tu mamá, me enamoré de tu hermano. Sólo para acercame a ella y, en tu caso, a él.
Me llamaba desde el celular: Estoy en casa, si querés llamá acá- decía y él cortaba y sonreía sin que yo pudiera verlo porque pensaba que por eso esa noche me iba a coger. Y yo sólo quería que no gastara plata.
[anoche escuché que cantaban "¿qué quiero? ya no lo sé, sólo buscaba darte placer" (o algo así) y mucho nesquik y besos en los brazos que no iban. lo demarcamos. lo remarcamos. no iban. tenés un nombre que nunca decís, y yo no quiero que sea el mío. lo admito. no iban. en serio.
tu mamá me compraba helado de limón y venía siempre con un bombón de fruta. siempre tocaba de frutilla. pero no guardamos el palito. no entraba en la lata llena de boletos de colectivos. que se borraron. ¡se borraron! claro, ¿por qué no habrían de borrarse?
todo sucedió mientras él comía, en la cocina, del frasco de cereales gástricos de mamá. al día siguiente me dijo que tenía diarrea. y claro, no me quiso preguntar, no quiso interrumpir. perdoná tu diarrea, tuve que decirle y realmente lo sentía. todo para que una noche, en un cerro, nos tirarámos en el baúl de su renault dieciocho rural. era demasiado romántico y común. había mucho para tomar y hablar, y hubo un beso por el escenario. pero sólo fue por el escenario.
tapitas de agua ardiente. agustín me dio un beso y me sentí plena. más adelante. nos tiramos en un sillón, mis pies contra su pecho. se hizo de día. eramos amigos. blah, amigos. ni que fuéramos tan amigos, dijo él]. yo estuve de acuerdo.

No hay comentarios:

Se ha producido un error en este gadget.
(...) Abrió las cortinas, en ninguna de las casas de enfrente había luz. Se quitó el vestido de satén y el tipo le encendió otro cigarrillo. Antes de que se bajara las bragas el tipo la puso a cuatro patas sobre la mullida alfombra blanca. Lo sintió buscar algo en el armario. Un armario empotrado en la pared, de color rojo. Lo observó al revés, por debajo de las piernas. El tipo le sonrió (...). Amberes

en Cobstrucción

en Cobstrucción
¡Cuidado! Hombres Trabajando